viernes, 31 de mayo de 2013

Descolocada

Descolocada

Así me han dejado los tres últimos capítulos de Castle. Tendré que verlos de nuevo despacio, pero me parece que, desde Still, los guionistas han perdido un poco el norte. Supongo que, en busca de una manera con que dejar a la audiencia pendiente de la serie para la próxima temporada, han pretendido encontrarla tocando la vena sentimental del personal (aparcando por una vez el dramatismo al que se habían entregado en en ocasiones anteriores), pero lo han hecho tan mal que de repente los dos personajes que han ido construyendo con tanto esmero a lo largo de 5 temporadas se han vuelto bipolares y ya nada casa con ellos, con su personalidad ni su naturaleza.

Construir un personaje es mucho más difícil que fabricar una trama, y precisamente una de las cosas que más me ha gustado de esta serie es ver cómo han ido mostrándonos la manera de ser de los dos protagonistas y cómo ésta se ha ido modificando por las circunstancias. Creo que han estado muy acertados con ellos: nunca he visto unos personajes tan cambiados del episodio uno al cien. Comparados con Castle y Beckett, en otras series los protagonistas son tan planos que acaban por aburrir, de manera que no entiendo por qué, en apenas 3 capítulos, se cargan todo ese trabajo y nos muestran a dos personas que no conocemos.

Es verdad que estas últimas semanas he seguido la serie un poco a mata caballo, así que volveré a ver los capítulos con más calma y a lo mejor entonces lo entiendo mejor. De momento, no lo consigo. O, si pretendo que sí, entonces lo que dejo de entender es todo lo anterior a ellos.

Por lo pronto, a mí el final que han buscado para esta temporada me parece una metedura de pata de las gordas: maltratan a los personajes y a la audiencia la toman por un grupo de adolescentes emocionalmente exaltados. Veremos qué trae el porvenir. De momento, está el asunto revolucionado a cuenta de la respuesta que dará Beckett el próximo otoño. Yo lo que quiero ver es cómo van a hacer para arreglar todo el desaguisado que han montado en los tres últimos capítulos. 

Por cierto, si estuviera en mi mano decidir sobre el futuro de la serie, Beckett diría que no y se marcharía a Washington. Ella es un personaje mucho más complejo, completo y vivo, que todavía se puede desarrollar muchísimo. A Castle se lo han cargado: lo han transformado en previsible, pesado y aburrido.


12 comentarios:

posodo dijo...

Vamos, que conforme con el escenario de la última escena, los guionistas... se han columpiado.

S. Cid dijo...

Posodo: La cosa no pega ni con cola, después de Still, que dicen que es el capítulo extra que encargó la ABC para regalar a los fans, pero si tenían pensado este final, podían haber puesto Still mucho antes.

En realidad creo que los guionistas llevan columpiándose unos cuantos capítulos. Por ejemplo, en el propio Still. Al parecer, la gente estaba nerviosa e impaciente por oírle decir a Beckett el anhelado te quiero, pero para mí que eligieron muy mal el momento. Vale que estaba sobre una bomba y a punto de morir, pero utilizar ese recurso en ese momento no aporta emoción. Es demasiado previsible. Y lo empeoran más aún con la respuesta que da Castle: I love you too (traducida al español con un simple Yo también -pa- matar a los traductores). Que no, señores guionistas, que no. Si ustedes están jugando al ratón y al gato con los fans más apasionados y se toman veintitantos capítulos antes de escribirle a Beckett la frasecita de marras, al menos piensen algo mucho mejor para que Castle conteste. Ahí hay que pararse, pensar y escribir algo memorable, hombre.

Alawen la Arquera dijo...

Por este tipo de cosas es por las que yo dejo de ver las series cuando los personajes comienzan a dar muestras de... digamos sequía guionística...

En fin, lo siento, porque sé lo que te gustaba la serie. Yo la dejé en la tercera temporada, menos mal :P

Abrazos.

S. Cid dijo...

Vaaaaaale, es viernes y hoy ha sido el último día de clase por la tarde, así que estoy de buen humor y admitiré que también hay cosas buenas. Sobre todo, lo bien que juegan con el simbolismo. La escena en que ella tira al fregadero el café que queda en la taza y cómo el líquido cae por los dos senos de la pila está muy bien pensada.

S. Cid dijo...

Alawen: Me sigue gustando, de hecho (y estoy aprendiendo cositas curiosas), sólo que no entiendo en qué han estado pensando los guionistas y el propio Marlowe estos últimos capítulos. ¿Es que no tienen pensada toda la temporada antes de ponerse a grabarla? Digo yo que luego podrán hacer cambios, pero la línea argumental tiene que estar muy bien pensada desde el principio.

posodo dijo...

Ahora me entero de que el fregadero tenía dos senos.
Más bien me dio la impresión de que falló en el vertido del café... sobrante.
(Y eso que ayer volví a ver el capítulo -aunque empezado, pillé la escena en cuestión-. La próxima temporada publica la anotación antes, para los lentos, porfi.)

MGae dijo...

Ja, ja... Me parece que tu visión de los guionistas es bastante poco realista... Ja, ja... Y llegando al último episodio de la temporada suelen perder el norte... Se nota que estás poco acostumbrada a las series. La "larga experiencia" de otras personas -humanas, por supuesto ;-) - podría abrirte mucho los ojos en cuanto a fines de temporada se refiere...

Abrazos... ¡de viernes!

S. Cid dijo...

Posodo: Eso me pareció ver. Ahora excitas mis dudas... Lo comprobaré cuando vea el capítulo de nuevo (porque supongo que lo haré).

En cuanto a la premura de la publicación, lo hice con bastante, no creas, porque vi el capítulo el jueves.

Con lo que parece que no me doy bastante prisa es con la publicación de anotaciones. Mientras yo dilato el tiempo entre una y otra, tú vas acumulando sobre mi espalda más y más trabajo. ¡Ya tenemos nuevo enlace! que añadir a una entrada que lleva a medio hacer desde hace semanas.

Para un poco, porfi ;-) que no doy tanto de mí.

MGae: Puedes crear un final emocionante sin necesidad de volver loco al personal, creoy yo...

Ya es domingo, pero en fin... ;-)

Saludos, amigos.

posodo dijo...

Tranquila. Seguro que eres más rápida leyendo y sacando punta, que yo escribiendo y, con retraso, publicando.

[También hay que decir que, sospechando tu acumulación de tareas, lo de poder ver en el blog hasta catorce días -al menos, los santos- es una modificación en honor tuyo ;-)]

caraguevo dijo...

Como no he visto la quinta temporada no sé de qué habláis, pero me parece bien, o no. Lo que diga Mariano.

Un saludo.

S. Cid dijo...

Posodo: De momento aquí estamos, de junta. ¿Qué es eso de ver los santos hasta 14 días? Cada día estoy más espesa, sorry.

Caraguevo: ¿Mariano? Dirás Merkel, ¿no?

posodo dijo...

A ver:
los santos son las afotos y similares.
los 14 días son los que se pueden ver en la página inicial del blog, mientras que hasta hace poco se veían sólo siete.
Sobre la espesitud, mejor ser chocolate que cosa, ¿no?
Hasta otra.

Belén 2013

Belén 2011