domingo, 31 de julio de 2011

Primeras noticias

Primeras noticias

Sí, amigos, tuve buen viaje y llegué bien, aunque eso supongo que sólo es importante para mi madre, la cual tuvo noticias de ello dos minutos después de mi arribada, de ahí que me haya adjudicado la licencia de tomarme estos días de demora antes de comunicároslo.

Después de, por lo que me han contado, un mes de julio invernal en la zona norte de España, llevo ya 4 días aquí y no ha dejado de brillar el sol, lo cual me complace grandemente…, y no porque ello dé lugar al uso y disfrute de la playa, de la cual puedo prescindir sin problemas (salvo para pasear por ella), sino porque con tal poder sobre la Madre Naturaleza comienzo a verme como diosa y dueña de los elementos (algo tendréis que idear a mi vuelta para hacerme bajar de la parra a la que me he subido, que no se puede ser tan creída y, si continúo alimentándome el ego de esta forma, mi retorno septiembril al blogmundo será insufrible). En cualquier caso –y como aún seguimos en julio (o agosto, que no sé el día en el que vivo)-, lo cierto es que gracias a mis habilidades climáticas, mucho me debe esta tierra hosca y lluviosa, que ha comenzado, por fin, a hacer su agosto, pero que se hace la remolona a la hora de pagarme tan buenos servicios. Será por la crisis.

Mucho no os puedo contar, amigos, porque mi vida aquí es sencilla aunque, eso sí, veo que el tumulto continúa en el mundo exterior: no hacía dos días que me había marchado y ZPaf convocó elecciones (¿no os dije que os dejaba de guardia?) para el 20N, lo cual comienza a provocarme cierta ansiedad, porque ahora me veré obligada a pensar qué demonios hago con mi voto (Ay, Mariano, Mariano...). Pero os decía que mi vida aquí es sencilla: pasan los días sin que ningún acontecimiento digno de mención ocurra que me dé pie a una entrada interesante. Así que os contaré, aunque os aburráis, que estoy leyendo Favoritos de la Fortuna (qué malo era el tal Sila) y The mill on the floss, libro, este último, que se me ha llenado de arena porque es el que llevo a la playa (¡oh, qué rabia me da!).

Y ¿qué más contar en estas Primeras noticias? Ufff, por más que busco en el cerebro no doy con nada que os pueda interesar. ¡Qué corta de entendederas me veo! (será por la presión, que me tiene alicaída), pero no encuentro ideas (imaginad, pues, lo que cuesta dar con palabras que expresen la Nada).

Mejor voy poniendo el punto final al día de hoy, no vaya a ser que me abandonéis todos, en tumultuosa huida del tedio que proporciono.

Saludables saludos, amigos.

8 comentarios:

Alawen dijo...

Me ha sorprendido gratamente recibir noticias tuyas, y me ha alegrado saber que los elementos no se han conjurado en tu contra, (decidido, al próximo viaje te vienes conmigo, que estoy harta de cambios climáticos de última hora...
Aquí en el frente, después del golpe de efecto del anterior Líder, alabada sea su Z, nos hemos puesto el bañador de camuflaje para ir a la piscina... Nos espera un Agosto agotador...
Esperamos tus nuevas, cuéntanos cosas que nos hagan ponernos verdes de envidia.
Abrazos

carlos dijo...

Saludos,quema los libros y disfruta del cantábrico.

ofilia dijo...

Y porque evitar el "uso y disfrute de la playa"? Acaso no te gusta una sambullida tempranito o en la tardecita? (Por aquello de los rayos UV). Disfruta tus vacaciones de lo lindo!
Un saludo desde México.

Bate dijo...

Ahora mismo estoy viendo a la niña del tiempo de TVE con el mapa de la península detrás, ¡ojú!, no va a caer ná por ahí. A los que odiamos, aborrecemos y evitamos el verano en todas sus manifestaciones nos parece fantástico tenernos que poner una rebequita en la playa. Qué suerte.

Un abrazo y disfruta todo lo que pueda.

Bate dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Bate dijo...

Alawen también pertenece al grandioso y selecto "Club de amigos del frío", con sede en Isla de Gongelad. Ella es una de esas personas a la que le encanta los veranos en los que se hace necesario ponerse calcetines de lana con las chanclas. ;-)

Bate dijo...

Scid, me consta que andas últimamente indecisa con tu voto, bueno,tú y otros, incluido yo. Creo que he encontrado una poderosa razón para volver a confiar y votar al partido de MR12: Ana Obregón desea una victoria del PP: "España está muy triste". Siempre me ha caído bien Ana

S. Cid dijo...

Alawen: Pues sí, parece que soy garantía de buen tiempo (al menos en el norte). Hoy nos ha salido nublado e incluso han caído unas gotas, lo cual me ha resultado grato, porque yo no soy muy de sol y, además, después de 5 días de playa, mi piel iba necesitando un descanso (aunque no sé de qué se queja, la muy bruja, si le pongo protección chorrocientosmil y, además, me paso casi todo el -escaso- tiempo que estoy en la playa debajo de la sombrilla).

Jajajajaja, te imagino con el bañador de camuflaje. Eso, eso, a hacer la guerrilla sin pausa. Hay que terminar con ellos.

Carlos: ¿Quemar los libros? ¡Oh, eso jamás! ¡Anatema, anatema! ;-) Disfruto mucho del Cantábrico, pero con mis libros al lado ¡siempre! :)

Ofilia: Sí, la zambullidita sí que me gusta y, sobre todo, pasear por la arena mojándome los tobillos -todos los días caminos 7 km así). Lo que no soporto es el sol. Jamás me verás tumbada horas y horas (bueno, ni minutos y minutos) tostándome en la arena.

Bate: No ha caído tanto, al final (al menos por aquí) Pero, sí, como a Alawen y a ti, ¡me encantan esos veranos! (aunque seguro que a Alawen no la encerraste en una mazmorra de Gongeland, que lo llevo clavadito en el alma...) ¿Sabes que duermo con manta? :-))) Por eso me gusta tanto el norte. No hace calor e incluso refresca lo suficiente como para dormir arrebujada bajo la mantita.

En cuanto al destino final de mi voto..., sí, me corroe por dentro la decisión que he de tomar. De hecho (mañana, probablemente), voy a publicar una entrada al respecto, porque no creas tú que no le estoy dando vueltas al asunto.

Saludos y abrazos norteños, amigos.

Belén 2013

Belén 2011