domingo, 6 de diciembre de 2009

El espejo se rajó de parte a parte

El espejo se rajó de parte a parte (Agatha Christie)

Saint Mary Mead, el pueblecito de la campiña inglesa donde vive miss Marple, es el enclave en el que tiene lugar esta historia de asesinatos en la que, como es propio de las novelas ideadas por la imaginativa mente de Agatha Christie, nada es lo que parece y la amenaza procede de donde uno menos se lo espera.


Personalidades ocultas, un asesinato cometido por rencores dormidos durante largo tiempo que despiertan repentinamente, una bella y famosa actriz, un pueblo repleto de entrometidos que van y vienen con chismes, pasados misteriosos, más crímenes indescifrables y… frente a todo ello una anciana atraída por la naturaleza humana, que conoce y comprende mejor que nadie, que se sirve de su lúcida inteligencia para penetrar el alma y alcanzar los más profundos y oscuros entresijos del ser humano.


Interesante historia de final sorprendente, aderezada toda ella con las pinceladas costumbristas de la vida inglesa que tan agradable hacen leer a esta maestra del crimen.

5 comentarios:

Guido Finzi dijo...

La verdad, es que nunca leí nada de esta señora británica, y eso que soy muy aficionado a la novela negra. Hace escasamente un mes leí la que está considerada la primera escrita en lengua castellana; "La huella del crímen" (1877), del argentino Raúl Waleis.

Saludos.

Miguel Baquero dijo...

Por más que se la critique por aliteraria, siempre es un gustazo leer a Agayha Christie. Y una novela como Poirot en Egipto (o "Muerte en el Nilo") es una completa lección de cómo construir una novela y que encajen todas las partes. Era una señora novelista cuando se ponía. Otras veces (imagino que la metería prisa el editor) sus novelas eran más flojas, pero Poirot en Egipto, Diez negritos, Asesinato en el Orient Express, o ésta que dices, son auténticas joyas auqnue hayan salido en edición barata.

Bookworm dijo...

Pues yo confieso que en mi adolescencia leí y leí libros de esta mujer y me tenía enganchada. Me encantaban todas sus novelas.
Hace siglos que no he vuelto a leer ninguna, pero la recuerdo con mucho cariño.
Me gustaba mucho lo que comentas sobre "las pinceladas costumbristas de la vida inglesa". Todo aquel ambiente me encantaba.

¡Uff! ¡Siento morriña lectora!

Anónimo dijo...

Yo también las leí todas o casi, hace muchísimo
tiempo, en mi adolescencia. Hace rato no leo
nada de ella, pero, en casa, para esa época,
era tema de sobremesa adivinar quién sería
el criminal. Una pasada.
Un beso
BB

S. Cid dijo...

Guido: Pues tienes que leer uno y probar. Te gustará.

Miguel: Sí, es cierto que no escribe alta literatura, pero, además de que sus novelas son muy, muy interesantes, la Inglaterra que describe es tan atrayente que se disfruta mucho su lectura.

Bookworm: Sí, además, de los misterios que plantea, lo que más me gustan son esas "pinceladas costumbristas".

BB: Me hace gracia porque en mi casa también discutíamos sobre sus novelas. Y, sí, es una pasada.

Belén 2013

Belén 2011