sábado, 9 de enero de 2010

Ciencia viva

Ciencia viva (Jesús Mosterín)

Me gusta mucho este tipo de libros, razón por la cual mi pequeña biblioteca alberga una cuantiosa suma de títulos parecidos. Muchos de ellos, leídos hace ya tiempo, no han pasado por estas páginas y probablemente no lo harán, salvo que algún día me dé el gusto de hacer una relectura. Éste ha llegado hasta aquí porque todavía permanecía en el estante de los libros pendientes, como lo harán otros sometidos aún a la paciencia -de raíces amargas, pero de frutos sabrosos- con que han de observar cómo me acerco a la estantería… para tomar cualquier otro título que no es ninguno de ellos.

El subtítulo del libro señala que contiene una serie de “Reflexiones sobre la aventura intelectual de nuestro tiempo”, y en verdad lo es, entre otras cosas porque trata asuntos de muy diversa índole que atrapan la atención del lector interesado en esta materia. En líneas generales me ha gustado y me ha enseñado. No obstante, no comulgo con las ideas del autor en ciertos puntos, de naturaleza espiritual, que trata desde una perspectiva si no atea al menos agnóstica que repele mi natural necesidad de creerme algo más que un simple conjunto de átomos, por muy bien enlazados que éstos se encuentren.

6 comentarios:

Miguel Baquero dijo...

¡Animo! A ver si este año acabo con el montón de libros de la mesilla, que me están mirando ya con cierto resquemor por tenerlos allí apelotonados...

S. Cid dijo...

Miguel: Jajaja, me los imagino con el careto puesto, observándote con ojos maliciosos ;-). Muchos ánimos para tu lectura también, pues. Eso sí, aun leyendo mucho, que esos libros malencarados no le roben un segundo a tus escritos... ¡Felicidades por tus quinientos!, aunque alguno de tus lectores no sepa cómo pedir paso en un vagón de metro. :-)

Saludos y feliz año nuevo (por si no tuve anteriormente oportunidad de deseártelo).

S. Cid

Guido Finzi dijo...

A mí, con los libros de ciencia, me ocurre lo mismo que con los del espacio, siempre los imagino escritos para otros. Aún así, de tanto en tanto, me desmarco comprando alguno y leyéndolo de golpe, como quien se toma un jarabe.

Un saludo.

bate dijo...

Vaya nevada que está arrojando el cielo en los madriles, he estado a punto de pegarme un carajazo con el coche en una curva que cogí a 15 km/h. Recomiendo encarecidamente que nadie coja el coche mañana por la zona noroeste de la región, es un autético peligro. De nada.
Es un día fantástico para leer algo relacionado con el cambio climático, mejor aún, a un buen novelista ruso que nos hable de los maravillosos tonos de color que coge la nieve en la taiga siberiana. Chimenea y una copa de vodka.

A mi me pasa que también quiero "creerme algo más que un simple conjunto de átomos, por muy bien enlazados que éstos se encuentren.".
Qué bueno S. Cid

S. Cid dijo...

Guido: Muy clara la imagen con que lo describes, Guido. ¿Te tapas también la nariz al leerlos? ;-) jejeje

Bate: Jajajaja, sí, creo que es el día ideal para leer algo sobre el calentamiento global ;-). Yo también he cogido hoy el coche y la A-42 no estaba mal (supongo que se habrían hinchado a echar sal), pero en las carreteras secundarias... he ido con mil ojos y sin llegar a 60. Si mañana suspendieran el inicio de las clases..., ay, la nieve... Voy a soñar:
-Ring, Ring...
-Diga.
-Hola, S. Aquí el cole. Estamos sitiados por la nieve. No hay clase, así que no vengas.
-¡Qué pena, jo! Venga, hasta más ver.
Clic.
¡¡¡¡¡Bieeeeennnnn!!!!! ;-)

No veas mis atomitos qué bien se iban a sentir, Bate... Es más..., seguro que se reforzaban los links espirituales que los mantienen unidos ;-)

Saludos a ambos.

S.Cid

Guido Finzi dijo...

No, eso queda para mi próxima mutación; cuando desarrolle agallas y pueda respirar como los peces.

un saludo.

Belén 2013

Belén 2011