jueves, 23 de septiembre de 2010

Alberto Manguel I

Alberto Manguel I

Leo en Época (19-Septiembre-2010), el dominical de La Gaceta, una interesantísima entrevista a Alberto Manguel que me tomo la libertad de reproducir casi (porque no copiaré toda la entrevista) entera:

Manguel es un coversador perfecto, porque arropa sus ideas con el conocimiento, y porque si se trata de hablar de libros hay pocos que le ganen: traductor, editor, bibliófilo y dueño de una biblioteca preciosa e impresionante, situada en un antiguo presbiterio y donde viven más de 35.000 volúmenes*.



-¿Ha influido mucho la literatura en la política?
-Sí y no. Ha contribuido a los demás aspectos de la vida humana. Alejandro Magno, por ejemplo, cuyo maestro fue Aristóteles, llevaba consigo La Ilíada cuando iba de campaña militar. La Ilíada le habrá enseñado algo, pero no sé qué, si le enseñó estrategia militar o la piedad por las víctimas. La literatura tiene tantos elementos que siempre podemos encontrar lo que estamos buscando en un gran libro. El Quijote es leído de una cierta manera por Gandhi y de otra manera por Pinochet, que lo prohibió en Chile porque lo veía como una defensa de las libertades civiles. Y tenía razón, por cierto.
-¿Qué libro recomendaría a Cristina Kirchner?
-[Se ríe con ganas]. No sé si me atrevería a recomendar libros a nadie (...).
-Algún título le podría sugerir.
-Tendría que pensarlo un poco... Ciertamente sería un libro que mostrase los peligros de la ambición desmesurada, de la debilidad del egoísmo y del autoritarismo. Quizá Macbeth, de Shakespeare, sería una buena idea.
-A Obama, ¿qué lectura le recomendaría?
-La novela de Dostoievski El príncipe idiota. No como un insulto, de ninguna manera, sino porque el personaje es alguien que tiene que aprender a utilizar una cierta inocencia para manejar el mundo. No es que Obama sea inocente, pero que le permita enfrentarse a las amenazas y los peligros de las fuerzas contrarias en su sociedad.
-¿Y a Zapatero?
-Anatomía de un instante, de Javier Cercas, porque hay allí un ejemplo de ética individual que yo creo que puede servir para fortalecer su posición.

- - - - - - -

*Alberto Manguel compró en Francia, cerca de Poitiers, un presbiterio semiderruido del siglo XII. Lo restauró y trasladó allí su fabulosa biblioteca de 35.000 volúmenes.


-¿Sabe cómo encontrar sus libros?
-Sí, y eso que no tengo catálogo. Tengo que reorganizarlos de vez en cuando porque siempre se multiplican y ya me han invadido la casa.
-El libro electrónico ahorra espacio.
-Es otra cosa. El soporte hace que también un libro cambie. Depende de lo que uno quiera: es muy conveniente si uno se va de vacaciones largas y quiere llevarse muchos textos, pero a mí me gusta el objeto libro porque es muy interactivo, puedo escribir en los márgenes, marcar páginas...
-¿Qué títulos son imprescindibles en una biblioteca?
-Para mí serían Alicia en el país de las maravillas, El Quijote y una buena cantidad de novelas policiales. Para otros lectores serán otros, depende siempre de la persona.
-¿Usted presta libros?
-No. Prestar libros es promover el robo. Si yo quiero darle a alguien un libro, se lo regalo o lo compro y se lo doy. Pero de mi biblioteca no sale ningún libro prestado.

- - - - - - - - - - - -

Segunda parte de la entrevista: Alberto Manguel II.

8 comentarios:

Miguel Baquero dijo...

Se le ve un hombre muy sensato, que no quiere imponer sus gustos. En eso se nota que ha leído

Carlos dijo...

Muy buena la entrevista, y la reflexión final superacertada. "Yo no presto libros, lo regalo"
En más de una ocasión presté cómics, libros y no me fueron devueltos jamás.

GUIDO FINZI dijo...

Es uno de esos espléndidos frutos de la burguesía judeo-porteña: refinado, culto, cosmopolita y políglota. Para aportar otro dato adicional, añado que, su padre, fue embajador de Argentina en Israel. Por lo demás, pasando por alto su conocida relación con Borges, te diré que tengo un par de libros suyos, uno de los cuales me gustó mucho y, el otro, bastante menos. El primero, se titula "Todos los hombres son mentirosos", y está editado en RBA.

Un saludo

PD: Éste, es un escritor al que asocio con otro al que también admiro; Edgardo Cozarinsky.

GUIDO FINZI dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
caraguevo dijo...

No recuerdo quién dijo: "Hay dos tipos de tontos, los que prestan libros y los que los devuelven".
.
Mmmmm... yo me incluyo en los dos tipos por igual.
.
Buen fin de semana a todos.

S. Cid dijo...

Miguel: Desde luego debe de ser un tipo muy leído. Con esa biblioteca...

Carlos: Yo también regalo muchos libros y, desde luego, es el mejor regalo que puedo recibir. Es como una monomanía ;-)

Guido: La entrevista que leí (y cuya segunda parte, que por cierto me gusta incluso más, publicaré mañana) me descubrió a un señor muy inteligente, con las ideas muy claras y al que me voy a aficionar, sin duda. Ya tengo anotada tu sugerencia sobre "Todos los hombres son mentirosos". Caerá pronto.

Caraguevo: No suelo pedir libros prestados. Si me interesa uno que le veo a alguien y que no tengo, me lo compro. Y casi nunca presto libros. Hay unas excepciones: mi madre, mis hermanos, uno de mis sobrinos y una amiga. Soy selectiva, pero así mi biblioteca se mantiene intacta. Una de mis hermanas me regaló un cartel dibujado sobre una baldosa que he colocado junto a mis libros y que dice: Hai excomunión reservada a Su Santidad contra cualquiera personas, que quitaren, distraxeren o de otro cualquier modo enagenaren algún libro, pergamino o papel de esta bibliotheca, sin que puedan ser absueltas hasta que esta esté perfectamente reintegrada.

Sí, cualquiera que se acerque allí sin mi consentimiento..., ¡¡¡anatema!!! ;-)

posodo dijo...

Ese aviso, en una placa de cerámica, lo compré hace dos años en Segovia,... aunque ha quedado sepultado bajo los libros.

S. Cid dijo...

Posodo: El mío está colgado en una columna, junto a la estantería. Así nadie puede argumentar que no vio el aviso... Jejeje ;-)

Belén 2013

Belén 2011